Begin typing your search above and press return to search. Press Esc to cancel.

“ Mi intuición me dice que la culpa no existe, la culpa como muchas otras cosas en este mundo material ha sido creado para el control de las personas, este libro no pretende entrar en polémica religiosa, ni política, ni de ningún otro orden, simplemente intento dar a conocer cosas que en el fondo de mi ser, llamado espíritu, alma o intuición según te guste más, me surgen como ideas acerca de este tema.Yo creo que la culpa fue creada a propósito por las personas que tenían el poder como una forma de dominar a las masas, ya que al hacerlas sentirse culpables de su actuación serían más fácil de dominar y manipularPuede parecer contradictorio escribir un libro sobre algo que según yo no existe, no crees? Pero no es tan así, deja explicarte porque. Se dice que el color negro no existe porque en realidad la definición correcta sería la percepción visual de máxima oscuridad, debido a la inexistencia de foto recepción, por falta total de luz. Entonces el negro es una ausencia de luz total por tal no existe.Si tendríamos que definir algo que en estricta realidad no existe, pero que sería necesario para mostrar su inexistencia tendríamos que decir que la culpa es una emoción desagradable o molesta creada por el individuo en virtud de sentir que no ha actuado de forma correcta, ya sea en el hacer o en el no hacer, por tanto la culpa es un estado afectivo en el que la persona experimenta conflicto por haber hecho algo que cree no debió haber cometido o bien, por no haber hecho algo que la persona cree debió hacer. Esto da origen a un sentimiento difícil de disipar impulsado por la conciencia y la programación mental.Este sentimiento o emoción desagradable o molesta de ti mismo por tu conducta es algo utilizado comúnmente por los manipuladores para que tu hagas exactamente lo que ellos quieren, pero además esta emoción como podrás suponer esta impuesta desde antes de nacer, como un “pecado original” que llevas tatuado en el alma, es la llave que utiliza tu dominador para abrir y cerrar, prender o apagar el botón a su antojo.Las religiones pueden llamar a la conducta no deseada pecado y al tu hacerlo o no hacerlo necesitas ser juzgado y castigado, por quién? Primero por tus padres, después la religión, y la sociedad en general, pero finalmente quedas tan condicionado al procedimiento de conducta indeseada, culpa, castigo que empiezas a ser sin que te des cuenta tu propio juez y tu propio verdugo, de algo que insisto ni siquiera existe.La sociedad puede llamarlo moral, que si está bien y que está mal, que es moral y que es inmoral, o buenas costumbres, sin embargo sigue siendo una forma de control y de cause, para que todos caminemos por donde los que tienen el poder quieren que caminemos, como si fuéramos el ganado que sale a pastar.En este sentido nosotros somos el ganado que sigue al rebaño, en el cual hasta adelante siempre hay alguien que marca el camino, pero ese alguien que marca dicho camino no es necesariamente quien más sabe o quien puede dirigirnos mejor, normalmente es el que más miedo tiene, que como corrió más rápido quedo adelante en la manada y todos los demás al existir poca brecha para pasar tenemos que seguir a los demás sin saber realmente si va bien o no, pero que creemos que si no seguimos ese camino estaremos mal y por miedo a ser juzgados o perdernos seguimos a los que van delante nuestro, te suena familiar?Quiero aclarar hasta este punto que por supuesto que los límites son adecuados, no estoy en contra de los límites, también creo que hay comportamientos deseados y comportamientos no deseados, solo que es necesario que el individuo pueda por sí mismo establecer una escala de valores o que con su intelecto, experiencia e intuición establecer para sí mismo y solo para el que comportamientos son deseados y que comportamientos son indeseados, creo que el punto de partida para los comportamiento deseados son además de la misión, la visión y los valores personales, el no dañar ni física, ni intencionalmente a otra persona o ser viviente.Puedo ocasionar un daño o un mal a un tercero por las circunstancias propias de la vida, pero si no fueron intencionales es más fácil hacerles frente.Entonces podemos concluir para efectos del desarrollo de esta idea que la culpa tiene su origen en una creación realizada por los dominadores, manipuladores o las personas a las que les dimos el poder sobre nosotros mismos, pero que en esencia no existe y así como permitimos que sea creada podemos destruirla. ”

“ Estamos [email protected] en esto ”